LA ACTUALIDAD

La tradición oleícola de la finca El Bercial de San Rafael se remonta a 1943. Cuenta con aproximadamente 28.000 olivos y dos almazaras: una de ellas de reciente construcción en la que elaboran sus aceites gourmet mediante extracción y obtenido directamente de aceitunas y solo mediante procedimientos mecánicos. El resultado: exquisitos aceites de oliva virgen extra.
Historia

Fue recibida mediante donación a la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios en 1940 con un fin social: posibilitar los cuidados y tratamientos necesarios a los niños sin recursos ingresados en el Asilo-Hospital San Rafael. Hoy en día, continúa su fin social cola- borando con la Obra Social de los Hermanos de San Juan de Dios. Tiene una superficie de aproximada- mente 1.700 hectáreas distribuidas entre zonas de monte bajo, zonas de labor de secano y regadío, vid y olivar con riego localizado por goteo.

La finca está constituida por un núcleo de casas que antiguamente constituían un auténtico pueblo de más de 20 familias, donde se encontraban todos los servicios necesarios para los trabajadores de la finca como escuelas diferenciadas para niños y niñas, hijos de los trabajadores o un dispensario para pequeños accidentes normalmente asistido por un hermano de San Juan de Dios.

El olivar

 

La tradicional explotación de Olivar, existente en la finca con anterioridad a la llegada de San Juan de Dios, motivó la apuesta por este sector que tan bien aúna tradición y modernidad, naturalidad y técnica, obteniendo el exquisito jugo de las distintas variedades de oliva, a través de las más innovadoras técnicas y siempre desde el máximo respeto a la naturaleza que nos brinda sus mejores frutos.

El olivar ocupa una superficie de 90 hectáreas; 40 hectáreas dedicadas a un olivar tradicional de la variedad cornicabra y 50 hectáreas a un joven olivar intensivo de variedades Picual, Arbequina y Koroneiki.

El proceso de cultivo se realiza respetando el medio ambiente, haciendo un uso racional de los recursos
naturales, especialmente el agua, para garantizar a largo plazo una agricultura sostenible, y un planeta más habitable.
Entre sus instalaciones destaca una cuidada y completa almazara tradicional convertida en museo y una almazara dotada de la última tecnología y de reciente construcción, en la que se elaboran los aceites de alta gama que presenta.

Las almazaras

• Almazara tradicional. En la finca El Bercial de San Rafael, se conjuga tradición y modernidad, y la prueba de ello es una cuidada almazara antigua, que a modo de museo, recuerda el proceso discontinuo de elaboración del aceite.
La presión es el procedimiento más antiguo y el que se utilizaba para extraer el aceite de la aceituna.
La pasta preparada se sitúa en capas finas sobre discos de material filtrante, denominadas capachos.
Los capachos van guiados por una guja central y se disponen unos sobre otros en una vagoneta. Este conjunto se sometía a operación de prensado.
Este sistema tradicional en toda su armonía, se puede observar a día de hoy en la almazara tradicional de El Bercial de San Rafael, donde la excelente conservación de su conjunto, permite visitar este museo del aceite con sus antiguas máquinas y engranajes.

Almazara moderna. El sistema de extracción continúo controlado, es el proceso menos oxidativo en la elaboración de aceites de calidad.Mediante la molienda, seguido del batido y centrifugación, se extraen los glóbulos de aceite de las células.Controlando parámetros de tiempo de batido y temperatura, se trabaja en un proceso de “extracción en frío”, y conseguir aceites con altos contenidos en polifenoles.
los productos

 

 

Los productos

• Cornicabra. Aceite verdoso-dorado. En nariz frutado con intensidad media-alta con matices de frutos verdes y verde hoja. Al paso por la boca los atributos amargo y picante se perciben con intensidades medias.

• Koroneiki. Aceite “frutado” verde que recuerda a la hierba recién cortada con notas de “tomate verde” y “alcachofa”. En boca, es equilibrado con intensidades medias tanto de “amargo” como de “picante”.

• Picual. Intensidad alta de “frutado” con características de “verde hoja” y “tomate verde” con  intensidad media y el atributo positivo “melocotón”. En boca es un aceite con intensidades medias.

• Arbequina.Aceite frutado de intensidad alta y fundamentalmente “verde” donde predominan los matices de “hierba” sobre los de “hoja”. Se perciben notas de “frutas maduras”. En boca presenta intensidad baja de “amargo” y media de “picante” lo que hace de él un aceite suave.

• Coupage Cornicabra-Koroneiki-Arbequina. En nariz destaca la presencia de hierba sobre la de hoja, combinadas con intensidad media-alta de tomate y alcachofa. En boca el amargo y picante se manifiestan con intensidades medias. Sensación de hierba recién cortada.

Noelia Sánchez Carrión
Comunicación
Curia Provincial
Año tras año se trabaja para conseguir un producto de máxima calidad que nuevamente, ya es el quinto año, se ve recompensado con el reconocimiento a través de uno de los concursos más importantes en el mundo del Aceite de Oliva Virgen Extra, el de Flos Olei, guía de los 1.000 mejores aceites de oliva virgen extra del mundo, con una puntuación de 88 puntos en la campaña de 2016.
Saborea la solidaridad: con la compra de la selección Gourmet de Aceite de Oliva Virgen Extra como obsequio navideño, contribuirás a financiar los programas asistenciales de la Obra Social Hermanos de San Juan de Dios.