Q

En persona

La actualidad

La salud en tu día a día

Obra Social

Pastoral

El especialista

Mírame

El hospital por dentro

Recursos humanos

Voluntariado

Nuestro grupo en España

REVISTA Nº 153 - DICIEMBRE 2023
el especialista

Dra. Olha Stelmakh Didoshik 

La especialidad
La Microbiología es una especialidad médica multidisciplinar que combina el conocimiento sobre la etiología y la patogenia de las infecciones, con el conocimiento sobre los avances técnicos que permiten la identificación más rápida y precisa de los microorganismos que causan infecciones, así como de los tratamientos antimicrobianos más efectivos. Figuras como Louis Pasteur, Robert Koch, Alexander Fleming y Joseph Lister, entregaron sus mejores años al descubrimiento de las bases microbiológicas y epidemiológicas para el estudio y diagnóstico de las enfermedades infecciosas. Y es que a pesar de ser una de las especialidades menos demandadas, junto a Medicina del Trabajo y Análisis Clínicos, se trata de una ciencia de relevante importancia en la formación de las nuevas generaciones de médicos. No en vano, está en auge debido a la resistencia de los microorganismos a los antibióticos, el fenómeno de la inmunosupresión, la infección hospitalaria, el aumento de los trasplantes, el impresionante desarrollo de la virología clínica, el descubrimiento de nuevas enfermedades infecciosas y patógenos humanos y la necesidad de nuevas tecnologías para el diagnóstico rápido y la orientación terapéutica. “Yo siempre quise trabajar en un laboratorio. Pensé en hacer Inmunología, pero solo quedaba plaza MIR en Oviedo y justo acababa de alquilar una casa en Madrid, que no fue una tarea nada fácil. Entonces vi que había una plaza de Microbiología y Parasitología en Móstoles y la cogí sin dudarlo”, explica la Dra. Olha Stelmakh Didoshik (Vinnytsia, Ucrania, 1965), que se incorporó el pasado mes de julio a la plantilla del Hospital San Juan de Dios de León. Al terminar la residencia, en 2011, decidió al año siguiente embarcarse en otra: Bioquímica Clínica, orientada a la prevención, diagnóstico y control del tratamiento de numerosas enfermedades mediante análisis bioquímicos y genéticos: “No acababa de encontrar mi hueco y la idea de trabajar en un laboratorio seguía en mi cabeza. Pensé que tener dos especialidades en esa línea me ayudaría”, señala.

Tras licenciarse en la Universidad Médica Nacional ‘Pirogov Memorial’, en Vinnytsia (Ucrania), la doctora Olha Stelmakh Didoshik se especializó en tuberculosis pulmonar en su dispensario regional, donde trabajó hasta el año 2002. Ya en España, tras pasar por la Fundación Manos Tendidas y trabajar en piscinas y residencias de mayores, realizó la residencia en Microbiología y Parasitología en el Hospital Universitario de Móstoles (2007-2011) y la de Bioquímica Clínica en el Hospital Universitario de Getafe (2012-2016) con rotaciones, entre otras, en el Área de Genética y Genómica del Instituto de Investigación Sanitaria de la Fundación Jiménez Díaz y en el Programa de Cribado Neonatal en el Hospital Gregorio Marañón para la detección de metabolopatías congénitas en recién nacidos. 

Desde entonces ha enfocado su experiencia profesional a la selección de donantes de sangre –tanto para el Centro de Transfusión de la Comunidad de Madrid como para el de las Fuerzas Armadas- y a la realización de análisis y procedimientos diagnósticos en distintos laboratorios. 

Esta especialista, que forma parte del equipo PROA (Programa de Optimización de Antibióticos) del Hospital San Juan de Dios de León junto a Roberto Riera (Medicina Interna) y Javier José del Pozo (Farmacia Hospitalaria), asegura que “va a morir más gente por la resistencia antimicrobiana que por cualquier otra causa”. En este sentido, según apunta, “el uso indebido de los antibióticos está provocando que cada vez haya más bacterias que se hacen fuertes frente a los antibióticos. Se adaptan e inactivan los fármacos más utilizados para controlar las infecciones”. 

“Los microorganismos cambian y se hacen resistentes no solamente por las resistencias antibióticas, también porque son capaces de traspasarse información de unos a otros. Por eso hay que prestar mucha atención a las medidas higiénicas como el lavado de manos. Y más aún cuando atendemos pacientes infectados o colonizados por las cepas portadores de alguna resistencia”, señala. Los objetivos del equipo PROA, según detalla, pasan por mejorar el pronóstico de los pacientes con infecciones, minimizar unos efectos adversos que son potencialmente graves, controlar la aparición de resistencias y garantizar una terapia coste-efectiva. 

Con respecto a la pandemia de COVID-19, reconoce que “no estábamos preparados para una emergencia de salud así”. “Ha quedado claro que los servicios de prevención y salud pública son muy necesarios para tener planes de respuesta temprana. No había suficientes epidemiólogos de campo para controlar los contagiados y sus contactos”, reflexiona una especialista que entonces trabajaba en las unidades de extracción de sangre: “Las donaciones seguían siendo necesarias para garantizar la actividad de los hospitales y seguir salvando vidas”.

Dra. Olha Stelmakh Didoshik  1

La entrevista

Tras finalizar la carrera se especializó en tuberculosis, una infección bacteriana que afecta a los pulmones y que en Ucrania está catalogada como epidemia desde los años 90. ¿Qué le llevó a trabajar en su control y prevención?

La tuberculosis es un problema de salud pública en Ucrania por su incidencia, alta proporción de resistencias y alta prevalencia de coinfección con el VIH. En Vinnytsia (Ucrania) hay un dispensario muy potente para tratar a los pacientes de toda el área sanitaria de influencia. Yo estaba en el consultorio, donde nos llegaban los casos sospechosos tras los cribados de tuberculosis entre los trabajadores de fábricas, centros educativos, centros sociosanitarios, transporte público… Les hacíamos el cultivo de esputo (flema que se expulsa de los pulmones al toser), la radiografía de tórax y un TAC (Tomografía Axial Computarizada) si era necesario. También hacía guardias en hospitalización, donde ingresaban los pacientes con las formas más avanzadas de la enfermedad. 

Antes de la guerra, Ucrania tenía una de las incidencias más altas de enfermedades pulmonares infecciosas en Europa y su sistema de salud adoptó un enfoque riguroso para tratarla. ¿Ha minado la invasión rusa los avances contra la tuberculosis?

Un tratamiento incompleto de una tuberculosis puede facilitar que aparezcan resistencias y, en condiciones de guerra, es fácil su interrupción. Se había avanzado mucho. Ucrania estaba muy comprometida en la lucha contra la infección y se estaban haciendo bien las cosas, pero ahora no sé lo que va a pasar. Teníamos un sistema de control muy bueno y muchos pacientes tenían la posibilidad de tratarse en sus hogares la mayor parte del tiempo con el apoyo de Enfermería.

¿Qué le trajo a España hace ya dos décadas? 

En Ucrania tenía mi plaza fija, pero yo quería prosperar y en Ucrania, por aquel entonces, el declive económico se empezaba a notar y no se veían visos de mejora. Me vine a Madrid sola, luego lo hizo mi marido y, al cabo de dos años, mi hijo. No fue sencillo. De España me gustó todo. Y me sentí muy bien acogida desde el principio. Todo el mundo me ayudó muchísimo. 

¿Cómo es su día a día en el laboratorio de análisis clínicos del Hospital San Juan de Dios de León?

Primero veo los resultados del trabajo del día anterior, de las pruebas complementarias que realizan los técnicos y la información que nos da el sistema automatizado VITEK para la identificación bacteriana y la sensibilidad antimicrobiana de los aislamientos bacterianos procedentes de los pacientes hospitalizados. Y también la del BacT/ALERT, que incuba, agita y monitoriza los frascos de hemocultivos para detectar el crecimiento microbiano. Saco las placas para observar los cultivos, hago aislamientos, valido los resultados e informo a los médicos si detecto alguna resistencia antimicrobiana. 

En los últimos años se está apostando por la implementación de técnicas de diagnóstico rápido. ¿Es el tiempo el principal punto débil de la Microbiología?

Se ha mejorado mucho. En el caso del estafilococo resistente a la meticilina ya hay placas que nos permiten tener un primer resultado a las 24 horas del cultivo y aislar al paciente en caso de sospecha. Luego hay que confirmarlo. El tiempo es importante, aunque ir demasiado rápido va en detrimento de la seguridad muchas veces. Hay que encontrar el equilibrio. 

La Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica urge la puesta en marcha de la especialidad en patologías infecciosas y unidades de microbiología permanentes. ¿Por qué ambas cuestiones son necesarias?

Un médico no puedo abarcarlo todo y las infecciones por microorganismos multirresistentes pueden convertirse en la primera causa de muerte a nivel mundial en 2050. Es importante tener profesionales formados en este campo porque continuamente nuevos antibióticos se suman al arsenal terapéutico. Y también es necesario que los servicios de Microbiología de los hospitales estén activos las 24 horas. No pueden parar. El trabajo que se hace es continuo. 

Ana Belén Fernández Silvar

Ana Belén Fernández Silvar

Tras licenciarse en Psicología por la Universidad de Santiago (1996), Ana Belén Fernández Silvar (Ferrol, 1972) trabajó como directora del Centro de Rehabilitación Psicosocial (CRPS) de Saúde Mental Ferrol hasta 2003: “Cuando estaba haciendo las prácticas en un centro...

Dr. Héctor Perandones González

Dr. Héctor Perandones González

Adjunto del servicio de Dermatología del Complejo Asistencial Universitario de León (CAULE) desde mayo de 2022 tras finalizar la residencia en el mismo, el especialista es responsable de la Dermatología Pediátrica del centro, así como de su Unidad de Hidrosadenitis,...

Dr. Serafín Marcos Costilla García

Dr. Serafín Marcos Costilla García

Exjefe de Radiodiagnóstico del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) y exdirector del Área de Coordinación de Ciencias de la Salud dependiente del Vicerrectorado de Acción Transversal y Cooperación con la Empresa de la Universidad de Oviedo, el doctor...

Dr. Ángel Lamoca Martín

Dr. Ángel Lamoca Martín

El doctor Ángel Lamoca Martín, especialista en ecografía ginecológica y obstétrica, se ha incorporado este año 2023 al cuadro médico del Hospital San Juan de Dios de León con la puesta en marcha de una consulta de seguimiento del embarazo con todas las pruebas...

Dr. David Pacheco Sánchez

Dr. David Pacheco Sánchez

La entrevista ¿Para qué pacientes está indicada la cirugía bariátrica por vía laparoscópica? La cirugía bariátrica tiene como objetivo prevenir la morbimortalidad ligada a la obesidad o al síndrome metabólico, reducir la comorbilidad asociada y mejorar la calidad de...

Ricardo Mencía Barrio

Ricardo Mencía Barrio

La Traumatología y Cirugía Ortopédica es aquella especialidad que se dedica a la valoración clínica, el diagnóstico, la prevención y tratamiento por medios quirúrgicos y no quirúrgicos del paciente portador de enfermedades congénitas y adquiridas, de deformidades y de alteraciones funcionales traumáticas y no traumáticas del aparato locomotor y de sus estructuras asociadas.